¿Cómo diseñar el plano de sala de un restaurante?

17 noviembre 2022
Restaurante

Cómo hacer el plano de sala de un restaurante

Para la mayoría de la gente, elaborar un gran concepto de restaurante requiere mucha reflexión, conocer bien la competencia local y, al menos, unos cuantos momentos de «¡ajá!». Tanto si vas a abrir un restaurante nuevo como si vas a rediseñar un negocio de restauración que ya está en funcionamiento, un plano de sala es una herramienta esencial que te dará una vista global de la posible configuración de tu restaurante, lo que te permitirá sacarle el máximo partido a su espacio, independientemente de lo grande o pequeño que sea.

Diseñar un plano de sala preciso y completo de un restaurante es uno de los pasos más importantes que hay que dar desde el principio si vas a abrir un nuevo restaurante o a remodelar uno ya existente. Un plano de sala es el prototipo y los cimientos que te permitirán construir tu concepto de restaurante y tu marca. Por lo tanto, una vez que hayas definido el tipo de comida, el ambiente y el modelo de servicio que quieres para tu restaurante y hayas encontrado un local que se ajuste a tus necesidades y a tu presupuesto, estarás listo/a para pasar al siguiente hito: hacer un plano de sala claro y completo del restaurante. 

 

¿Qué es el plano de sala de un restaurante?

El plano de sala de un restaurante, que suele ser digital, pero que también puede hacerse a mano, debe trazar la distribución de tu espacio para darte una vista general de dónde irá todo en tu restaurante. Diseñado a escala, debe mostrar con precisión dónde está cada habitación, toma de corriente e instalación, puerta, ventana y entrada en relación con lo demás. Además de indicar el tamaño de cada sala y la distancia entre ellas, debe mostrar la distribución individual de cada sala, incluyendo la posición de los muebles, el equipamiento y, sobre todo, las mesas. Un plano de sala de restaurante bien ejecutado y pensado te ayudará a sacarle el máximo provecho al espacio de tu restaurante, permitiéndote ofrecer una mejor experiencia al cliente y garantizando la seguridad y la comodidad del personal

Impulsa ya tu negocio

con nuestra versión PRO

¿Qué incluir en el plano de sala de un restaurante?

El plano de sala de un restaurante debe delinear todas las zonas del mismo, como el comedor, el bar, la entrada y la zona de espera, los terminales de punto de venta, la cocina, incluidas las zonas de preparación de alimentos, las áreas de cocción y de recogida de los camareros, los almacenes y las zonas de lavado de vajilla, los aseos, los pasillos o las escaleras, las salas del personal y cualquier espacio exterior, entre otros. 

 

Ideas de planos de sala de un restaurante

Hay muchos factores a tener en cuenta al diseñar un plano de sala de un restaurante. Aquí hay un par de problemas que hay que tener en cuenta:

Códigos y normas de construcción de restaurantes: un arquitecto y un diseñador de interiores deben conocerlos, pero siempre es mejor estar lo más informado posible a la hora de diseñar el plano de sala de tu restaurante. Ten en cuenta las directrices de distanciamiento social en caso de epidemia, el número y la posición de las salidas de incendios, las zonas designadas para la eliminación de residuos, el número y el tipo de baños necesarios, etc.

Directrices y requisitos de accesibilidad: asegurar el acceso para personas discapacitadas en los restaurantes no solo es lo correcto desde un punto de vista moral, sino que también es un requisito legal en muchos países. Asegúrate de que tú o el arquitecto conocéis los requisitos de accesibilidad de tu país (altura de las mesas, rampas, acceso a los aseos, etc.) e incorpóralos al plano de sala del restaurante. 

Tamaño de la zona de comedor: ten en cuenta que, según muchos expertos de la industria de la restauración, por regla general, la zona de comedor (incluyendo la barra, la entrada y las zonas de espera) debería ocupar el 60 % de tu espacio, mientras que el resto debe estar dedicado a la cocina.  

Dining room restaurant

Metros cuadrados por cliente: el número de metros cuadrados que asignes a cada cliente y a cada mesa dependerá en gran medida del estilo de servicio del restaurante y del ambiente que estés planeando. Por lo general, los restaurantes de alta cocina o de mayor categoría suelen asignar más metros cuadrados por cliente que los restaurantes informales o de comida rápida. También hay que tener en cuenta la carga de ocupantes para cada sala de tu restaurante (esto se refiere al número máximo de personas que pueden estar en una sala a la vez y poder escapar en caso de incendio). 

Tipo de mesas y separación del restaurante: en general, se recomienda ofrecer una gama de mesas para acomodar grupos de diferentes tamaños. Asegúrate de dejar suficiente espacio entre las mesas para que la gente circule libremente y con seguridad y se sienta cómoda. A nadie le gusta sentirse apretujado. 

 

Herramientas informáticas de planos de salas de restaurantes: ¿qué utilizar?

Aunque tengas previsto contratar a un diseñador de interiores o arquitecto profesionales para que elaboren el plano de sala definitivo de tu restaurante, tal vez quieras hacer un plano preliminar por tu cuenta utilizando una de las muchas herramientas informáticas de diseño relativamente baratas que hay disponibles hoy en día. Muchas de estas herramientas te permiten integrar elementos de decoración interior para darte una idea más realista del aspecto que tendría tu restaurante. Tener en cuenta todos los aspectos del espacio de tu restaurante, tanto sus ventajas como sus desafíos, e intentar averiguar cómo piensas utilizar el espacio, aclarará tus ideas antes de sentarte con un profesional. 

Elaborar un plano de sala realista y detallado del restaurante requiere tiempo y planificación. Tendrás que dedicar mucho tiempo a estudiar el espacio de tu restaurante (es decir, la visibilidad desde la calle, las fuentes naturales de luz a diferentes horas del día, las instalaciones de fontanería existentes, las ventajas e inconvenientes del espacio, etc.) y tomar medidas. El proceso también te obligará a pensar detenidamente en el tipo de distribución de la cocina y la zona del comedor que realmente quieres y cómo encajará con la personalidad y la marca de tu restaurante.

Sin embargo, este es un paso que no debe precipitarse, ya que un plano de sala de restaurante bien diseñado puede mejorar significativamente la experiencia del cliente, facilitar las operaciones diarias y, en definitiva, ahorrarte dinero al evitar errores de diseño potencialmente costosos. 

Descubre TheFork Manager

Obtén una mayor visibilidad online

Aumenta tu tasa de ocupación de mesas

Lucha contra el «no-show»

Confía en el experto de la industria